Participación ciudadana y situación de calle: Reflexiones desde una Feria de Servicios

En septiembre realizamos la 18° versión de la Feria de Servicios para personas en situación de calle, donde el tema central fue Participación y Ciudadanía. La actividad nos permitió conocer un poco más sobre vínculos y apreciaciones que tienen las personas en calle frente a instituciones y temáticas sociales y políticas. Aquí va un relato de Irene González y Marcela Escobar, practicantes de Trabajo Social de nuestra Fundación.

Hemos tenido por primera vez la oportunidad de acercarnos a la realidad de las personas que se encuentran en situación de calle. Aunque hasta el momento ha sido breve, hemos asumido una perspectiva que deja de lado los prejuicios que muchas veces se forman sobre esta condición, tanto por desconocimiento como por lo que opinan las personas que nos rodean.

Tuvimos la oportunidad de presenciar nuestra primera Feria de Servicios de la Fundación, donde la temática fue “Participación Ciudadana”. En esta Feria se recolectó, a través de una encuesta, la visión que tenían las personas en situación de calle sobre la participación y los niveles de acceso y uso que de ella hacen. Esta encuesta nos logró entregar las percepciones de cómo se hacen presentes dentro de la sociedad, independiente de las condiciones en las que viven.

Las preguntas eran de diferente índole, específicamente de diferentes niveles de participación social: elecciones tanto presidenciales como municipales, participación en movimientos sociales, partidos políticos, pertenencia -actual o anterior- al Programa Calle, y otros relacionados.

Pudimos observar que las personas manifestaban su descontento hacia las figuras políticas que se postulaban a presidencia para este año. Expresaron su desconfianza y pocas ganas de participar en procesos electorales, o al menos hasta existiera alguien que representase las problemáticas que se han estancado, dejando a una gran mayoría de la población al margen de las cuales se ven afectadas por esto.

Además, pudimos observar la baja participación que muestran en las diferentes elecciones, ya sea por falta de información sobre los candidatos o simplemente su falta de interés en las mismas.

Contrario a lo anterior, también pudimos encontrar con personas que, a pesar de ser pocas, manejaban una gran información con respecto a la política del país, tales como  nombres de los candidatos y partidos a los cuales pertenecían. Algunos, en tanto, han participado alguna vez en movimientos políticos y sociales, y recurrían permanentemente al concepto de participación. Además, algunos mostraron sus niveles de interés -y/o descontento- al momento de preguntar sobre temas específicos: pobreza, política, Derechos Humanos, ecología y AFP’s.

Al momento de preguntar específicamente sobre la relevancia que tiene el tema de la pobreza, las personas expresaron su interés y la importancia que tiene para ellos. Mencionaron que ésta no debería existir, pero no solo visto desde su situación de calle, sino considerando a todas aquellas personas que se encuentran en situación de pobreza y que muchas no son tomados en cuenta, siendo apartados y excluídos al igual que las personas en situación de calle.

Se les preguntó dónde durmieron la noche anterior y con quiénes lo hicieron, y al momento de leer los resultados nos damos cuenta que existe un número importante de personas que siguen viviendo en la calle, que buscan un lugar donde dormir en la noche para no pasar tanto frío, y simplemente no pueden optar a un techo porque no quedan cupos en los alberques o porque no tienen el dinero para pagarlos. Hay también quienes no les gustan estas instituciones, porque se sienten igual de vulnerables que en la calle.

Hablan desde sus vivencias, sobre cómo se han relacionado con personas que no son de su familia y que con solo comenzar a compartir un lugar donde dormir con otras personas se van formando nuevas relaciones. Son estas personas quienes se convierten en sus nuevos amigos, su nuevo núcleo, su nueva familia. Es allí donde nosotras nos preguntamos qué pasa con sus familias, qué pasa con las instituciones frente a esta problemática, qué pasa con aquellas instituciones que deberían entregar garantías mínimas para estas personas y que, sin embargo, sólo hacen oídos sordos. Pero más importante aún, dónde quedan los Derechos de las personas que se encuentran en situación de calle y que día a día se ven vulnerados, apartados y discriminados.

 

** Artículo escrito por Marcela Escobar e Irene González, estudiantes en práctica de la Fundación Gente de la Calle.

 

  • Revisa a continuación las fotos de la 18° Feria de Servicios sobre Participación y Ciudadanía.

Posted by Fundación Gente de la Calle on sábado, 9 de septiembre de 2017

 

Deja un comentario